iOS 11 podría traernos una nueva interfaz [rumor]

Mark Gurman, ex-redactor de 9to5Mac y ahora trabajando en Bloomberg, nos trae ahora nuevos rumores que en parte coinciden con lo que ya habíamos escuchado antes, pero también otras novedades interesantes como el hecho de que iOS 11, que será presentado en aproximadamente mes y medio, podría tener una nueva interfaz. La última vez que iOS tuvo un cambio sustancial de interfaz fue con la llegada de iOS 7, hace tres años y medio.

Concepto de diseño de iPhone 8

No se especifica exactamente si este cambio de interfaz se refiere a un nuevo modo oscuro, es decir, una interfaz similar a la que iOS 10 tiene actualmente pero que tenga un fondo oscuro o negro, similar a la que Android utiliza en muchos smartphones. La razón es sencilla; Las pantallas OLED consumen mucha menos energía con imágenes en donde predominan los negros o colores oscuros, en comparación con las imágenes en donde hay muchos píxeles encendidos, es decir, con fondos claros. En este tipo de pantallas, el consumo lo determina si un pixel está siendo activado o no, ya que la iluminación viene de cada uno de ellos. No hay ningún panel que ilumine la pantalla por detrás, esté visualizando lo que esté visualizando, como ocurre con las actuales pantallas LCD que hemos utilizado en todos los modelos de iPhone que Apple ha sacado al mercado. En cualquier caso, es posible que la interfaz sea simplemente diferente, con la idea de marcar un nuevo estilo o evolucionar iOS en cuanto aspecto, en un cambio similar al que hubo ya al pasar de iOS 6 a iOS 7.

Como ya sabemos, se rumorea que el próximo iPhone tendrá una pantalla OLED y por esa razón este cambio de interfaz podría venir propiciado precisamente por ese cambio de tecnología en la pantalla. Después de todo, un factor muy importante de la pantalla de un smartphone es su consumo energético y una de las ventajas de las pantallas OLED es precisamente su menor consumo cuando la mayor parte de sus pixeles están apagados. Esto es lo que permite, por ejemplo, tener una pantalla always on, es decir, con la hora o el tiempo indicados en la misma aunque no se esté utilizando el smartphone en ese momento… después de todo, sólo hay unos pocos pixeles encendidos en toda la pantalla y eso supone un consumo energético nimio, realmente muy pequeño.

Se rumorea que Apple presentará este año tres modelos nuevos de iPhone, y que sólo uno de ellos tendrá una pantalla OLED, razón por la cual Apple podría haber pedido a Samsung más de 70 millones de pantallas de este tipo. Samsung Display es en la actualidad la única empresa con capacidad suficiente como para fabricar tantas pantallas de este tipo, y aunque la competencia se está preparando para ofrecer alternativas, éstas no llegarán hasta dentro de uno o dos años. Esta falta de capacidad del mercado es posiblemente la razón por la que Apple podría continuar también ofreciendo dos modelos de iPhone con los habituales tamaños de 4,7 y 5,5 pulgadas, actualizados, junto al nuevo iPhone con pantalla OLED.

Vía: Bloomberg.

2 Comentarios

Dejar respuesta

Teclea aquí tu comentario
Introduce aquí tu nombre