Steve Jobs intentó convencer a Dell de incluir Mac OS X en cada PC que vendieran

Cuando Steve Jobs anunció el paso de arquitectura Power PC a x86 de Intel, nos contó que Mac OS X había tenido una segunda vida funcionando en CPUs x86 desde hacía varios años. Fue una broma divertida, pero no le quitaba veracidad… Apple, literalmente, llevaba años probando Mac OS X en procesadores de Intel, preparándose para ese momento. Sin embargo, es posible que hubiera versiones de Mac OS X que ya funcionaban en procesadores x86 incluso mucho antes de esas fechas. Ahora, gracias a una entrevista de Michael Dell en Cnet nos enteramos que Steve Jobs le ofreció licenciar Mac OS X mostrándoselo funcionando en uno de sus PCs.

Steve Jobs

A Dell le pareció una idea interesante, pero él prefería pagar cuando un usuario utilizaba Mac OS X en sus PCs. Steve, sin embargo, quería que Dell pagara por cada copia de Mac OS X instalada en cada uno de los PCs que vendía, aunque luego los usuarios que compran ese ordenador, utilizaran Windows en lugar de Mac OS X.

Por esta razón, el acuerdo nunca llegó a buen puerto. Eventualmente Jobs canceló el proyecto de licenciamiento de Mac OS X para PC, y hasta varios años más tarde no volvieron a mostrar este sistema operativo funcionando con procesadores x86, pero en esa ocasión sería para sus propios Macs.

No deja de ser una historia curiosa e interesante que demuestra hasta qué punto estaban desesperados en Apple a finales de los años 90, con la compañía al borde de la bancarota. Hoy en día sería impensable que Apple ofreciera a Dell o cualquier otro fabricante de ordenadores licenciar su propio sistema operativo, pero obviamente, la compañía hoy no vive la situación que vivían a finales de los 90. Hoy en día viven sobre una auténtica montaña de dinero, con el que no saben muy bien qué hacer, pero que es suficiente para comprar no ya cualquier empresa del mundo, sino pequeños países enteros.

Actualización: Aunque en principio no se está poniendo en duda lo que Dell está contando sobre Jobs, es cierto que muchos dudan de que la historia sea verídica porque Mac OS X, simplemente, no estaba acabado en los años en los que se supone que esto ocurrió. Si bien las intenciones de cobrar por cada copia en cada ordenador sin importar si se utiliza o no sí que suena bastante a la forma de pensar de Jobs, muchos dudan que Apple tuviera una versión para x86 funcionando en un ordenador de Dell cuando aún no había salido ni la versión definitiva para sus propios Macs con procesadores Power PC. Por esa razón, aunque nos tomamos que esta historia podría ser cierta, sí que recomendamos tomársela con algo de escepticismo.