La FCC concluye que el iPhone no supera los límites legales de radiación electromagnética

Hace unos cuantos meses, el pasado agosto, The Chicago Tribune publicó un artículo en el que acusaban a Apple de superar los límites máximos legales de radiación electromagnética con sus iPhones. Estos límites se imponen a todos los fabricantes de smartphones y sólo tras comprobar que se cumplen, les dan la certificación necesaria para poder venderlos. A pesar de eso, desde ese articulo indicaban que el iPhone 7 y el iPhone X o XS superaban esos límites, junto a otros smartphones bastante populares como el Motorola E5 Play, el Galaxy S9 de Samsung, etc.

Antena de telefonía móvil

Hoy la FCC norteamericana (acrónimo de Federal Communications Commission o Comisión Federal de Comunicaciones en inglés) ha publicado un PDF en el que da a conocer que nuevas pruebas sitúan a todos estos smartphones dentro de los límites legales y que las acusaciones del Chicago Tribune son infundadas.

Ninguno de los terminales parece estar entonces violando ninguna regulación. Las pruebas que la FCC ha hecho son bastante exhaustivas. Por ejemplo, han probado en varios terminales del mismo modelo conseguidos mediante métodos diferentes, para garantizar que no se trata de máquinas preparadas para superar estas pruebas.

Dispositivos de medición de interferencias electromagnéticas de la FCC
Dispositivos de medición de interferencias electromagnéticas de la FCC.

Los resultados se pueden comprobar en esta tabla.

Resultados de la prueba de la FCC

Que haya salido este resultado, no es sorprendente. Los fabricantes de smartphones se juegan todo su negocio en que estas especificaciones se cumplan sin excepciones. Es demasiado riesgo como para pensar siquiera en intentar no cumplir con estas regulaciones, porque estamos hablando de miles de millones de dólares de pérdidas si esas pruebas, antes o después de su certificación como es el caso de hoy, demuestran que han estado engañando a todos. En ámbitos tecnológicos como el de los smartphones las pruebas y regulaciones son mucho más estrictas que las de, digamos, vehículos a motor en donde una famosa marca alemana estuvo engañando a los organismos reguladores durante muchos años instalando un programa que detectaba cuando se estaban haciendo pruebas de humo y en consecuencia reducía las emisiones del motor disminuyendo su potencia deliberadamente. Esto es algo que, de hacerse en smartphones, sería descubierto fácilmente. En The Chicago Tribune pensaban haber encontrado uno de estos comportamientos erráticos, pero según parece, estaban equivocados.

Enlazaríamos a la web del Chicago Tribune, pero han decidido cerrarla para el mercado europeo.

Web del Chicago Tribune cerrada en Europa