Eddy Cue confiesa que el desastre de los Mapas de Apple desembocó en versiones públicas de pruebas de iOS

El enorme fallo de cálculo que Apple tuvo con sus Mapas abrió una herida en la compañía que hoy en día todavía está cicatrizando. Además de provocar la salida de su responsable en aquel momento, Scott Forstall, cambió muchas otras cosas en la compañía, y de hecho abrió puertas que el mismísimo Steve Jobs siempre cerró antes. Una de ellas fue la disponibilidad de una versión de pruebas de iOS pública, que pueda probar cualquier usuario de iPhone, iPad o iPod touch aunque no sea un desarrollador.

Programa de betas públicas de iOS

La razón es bastante sencilla. Una de las razones por las que Apple no vio venir el problema de los Mapas antes de anunciarlos, fue que la zona en donde están sus oficinas, Cupertino, los datos de los mapas eran bastante buenos, o al menos, suficientemente buenos. En muchos otros lugares del mundo, ya vimos todos que no era así. Desde entonces, con la ayuda de los usuarios, han conseguido mejorar mucho sus mapas, pero la lección quedó bien aprendida en las oficinas de Apple; Es importante que muchas más personas prueben las versiones beta de su software antes de lanzarlo al público en su versión final. Así, se darán cuenta de problemas que ellos no alcanzan a ver en su propio país o con un número limitado de beta testers en la comunidad de desarrolladores.

Eddy Cue y Craig Federighi

Es por esta razón que Apple abrió su portal de betas públicas de iOS para que cualquier usuario tuviera acceso a las últimas versiones de desarrollo de iOS que ellos consideren oportunas entre el momento en el que se anuncian en la WWDC y el lanzamiento público unos tres meses más tarde, generalmente junto a nuevos modelos de iPhone. En Apple multiplicaron los esfuerzos para encontrar, cazar y solucionar bugs más rápidamente gracias a una mayor entrada de reportes y datos de utilización. De hecho, parece ser que Steve Jobs se negaba anteriormente a hacer algo así pero aquellos eran otros tiempos y Tim Cook también es otro CEO muy diferente… a pesar de lo cual era la persona de mayor confianza para ese cargo de Jobs. Por algo será.

La confesión de este hecho ha llegado varios años después en una interesante entrevista de Eddy Cue (junto a Craig Federighi) en Fast Company en la que detalla que después del fiasco de los mapas en Apple debatieron si los cerraban sin más o si continuaban con el servicio en funcionamiento mientras poco a poco iban mejorando los mapas. Al final optaron por esa segunda opción, y si bien es probable que muchos aún prefieran Google Maps, los mapas de Apple han alcanzado una madurez suficiente como para que muchos usuarios no echen de menos los mapas de la competencia, que ya es mucho decir teniendo en cuenta cómo nació este servicio.

Dejar respuesta

Teclea aquí tu comentario
Introduce aquí tu nombre