Google sigue intentando presionar a Apple para que integre RCS en iOS, pero a todo el mundo menos ellos le da exactamente igual

En EEUU, la App de Mensajes de Apple es algo muy grande. Prácticamente todo el mundo utiliza este sistema para enviar mensajes instantáneos y gratuitos a sus amigos y familiares. El problema de esto, es que cuando uno envía un mensaje a un número de teléfono de un usuario de Android, éste se vuelve verde. Ese color significa que el mensaje se enviará utilizando el vetusto sistema SMS, inventado a principios de los 90, sin cifrar y sin ningún tipo de mejoras que ya todos damos por garantizadas, como emojis, imágenes, vídeos, grabaciones de audio, etc. Aunque se pueden utilizar MMSs, la evolución multimedia de los SMS, las operadoras de telefonía móvil suelen cobrarlos bastante caros cada vez que envías uno. Por esta razón y muchas más, cuando aparece el color azul ala poner el número de teléfono de un nuevo contacto, sabes que el mensaje será un iMessage, por Internet, y gratis – y que la persona al otro lado utiliza un iPhone, iPad o Mac para recibirlo. En EEUU, es casi como un estatus social. Tener burbujas azules en la App de Mensajes es algo realmente apreciado por muchos.

Mensajes de iMessage en azul y SMSs en verde
Mensajes de iMessage en azul y SMSs en verde.

Sin embargo, en España y muchos otros países, se utiliza mucho más WhatsApp. En WhatsApp, obviamente todos los mensajes se envían por Internet, y no hay color azul o verde, simplemente todos recibimos el mensaje en una App que es prácticamente idéntica tanto en iOS como en Android. Cuando envías un mensaje a otra persona, no hay manera de saber si utiliza Android o si utiliza un iPhone.

En otros países, las Apps pueden ser diferentes, como LINE, KakaoTalk, WeChat, Facebook Messenger, etc – pero todas utilizan el mismo principio. Un cliente común para cada sistema operativo, y dentro de ese ámbito, se envían y reciben mensajes desde dispositivos diferentes. Todo esto ocurre mientras en Google intentan imponer un nuevo estándar de mensajería que están utilizando. Se llama RCS (de Rich Communication Services) aunque hay varias empresas que ya lo han adoptado para sustituir a los SMSs, hay una que no ha movido un dedo; Apple. Tienen cero interés en hacer iOS compatible con este nuevo sistema.

RCS, el sustituto que Google quiere imponer para sustituir a los SMS
RCS, el sustituto que Google quiere imponer para sustituir a los SMS.

Por esa razón, en Google hacen una divertida web pidiendo a los usuarios que presionen a Apple para que haga la App de Mensajes compatible con RCS. Hoy en día, los usuarios de Android reciben mensajes extraños cuando se envía un emoji, con la descripción del emoji en lugar de su nombre. Directamente pueden no recibir imágenes, o recibirlas borrosas como un MMS, tras el cambio de resolución a una imagen realmente muy pequeña. En esta web, Google detalla algunos de los problemas que causa que Apple no adopte RCS;

  • No se puede enviar mensajes vía Wi-Fi. Cuando el mensaje es verde, como es un SMS, es necesario estar conectado a una red celular de telefonía móvil. Ese mensaje a un Android se enviará sólo cuando haya cobertura, aunque el iPhone esté conectado a una red Wi-Fi.
  • No hay indicador de que se está tecleando, antes de enviar el mensaje.
  • Imágenes de baja resolución o audios de mala calidad.
  • Imposibilidad de escribir a varias personas en un grupo, o costes telefónicos muy altos por enviar muchos mensajes verdes (SMSs) a la vez.

En esta web, Google dice que Apple es la que causa este problema. Como solución para poder enviar mensajes vía Wi-Fi, en su FAQ, dicen que la manera de arreglarlo es presionando a Apple para que añada RCS a iOS.

Apple no quiere adoptar RCS

Esto es completamente falso. La solución, señores de Google, es utilizar WhatsApp, o Telegram, o Viber, o LINE, o Facebook Messenger, o muchas otras Apps de mensajería que hay. Son más de las que todos podemos contar. Hay muchas, muy variadas, y no existe nadie, con Android o con un iPhone, que no tenga una o incluso varias de estas Apps instaladas en su smartphone.

La cuestión aquí, es que Apple no ve ningún incentivo para implementar el protocolo de RCS en iOS, macOS y iPadOS. Simplemente no lo ven necesario. No es un estándar, no ofrece ventajas por encima de lo que se puede hacer con cualquier App de mensajería, gratis, en la App Store. Para Apple, simplemente no tiene sentido utilizar RCS, y además a ellos les viene muy bien eso de que muchos jóvenes suspiren por poder enviar y recibir mensajes en azul, denotando que tienen un iPhone. Es el «Enviado desde un iPhone» que venía configurado en la App de Mail por defecto como firma de los mensajes, pero aplicado a las Apps de mensajería instantánea.

Si en EEUU, en donde la App de Mensajes la utilizan millones de personas, Apple no quiere integrar RCS, mucho menos va a querer hacerlo en el resto del mundo, en donde la App de Mensajes a menudo se utiliza sólo para recibir los SMSs de notificaciones del banco, de códigos de seguridad y cosas así. En España, por ejemplo, es impensable un smartphone sin WhatsApp instalado. Nadie pregunta si uno lo tiene… directamente dice te enviaré un WhatsApp. Hasta ese punto se ha vuelto popular y habitual, y esa es la razón por la que Facebook compró la compañía. Antes que intentar crear y difundir un nuevo sistema de mensajería como intenta Google, directamente compraron el más popular. Ese era el camino más rápido para una empresa con mucho dinero que quemar.