Apple ha tenido que contratar más de 200 vuelos de carga privados para poder enviar sus productos fuera de China

Las consecuencias que la crisis sanitaria de la Covid está teniendo en todo el mundo no afectan sólo a personas de a pie, sino también a grandes empresas como Apple que tienen que buscarse la vida para conseguir enviar millones de sus productos a muchos países en todo el mundo teniendo en cuenta que muchas de las redes de distribución están caídas ahora mismo. Aunque muchos usuarios de iPhone no son conscientes de esto, su smartphone ha llegado a sus manos muy seguramente en un lote de cajas transportado por compañías aéreas de pasajeros. Las bodegas de carga de equipaje reservan una buena parte de su espacio disponible para poder transportar otras cargas. Es una de las maneras de hacer que los vuelos de pasajeros puedan ser más económicos, y al mismo tiempo, más rentables para las compañías aéreas. Sin embargo, ahora que viajar a otro país internacionalmente se ha convertido en algo excepcional para la mayoría de nosotros, o incluso imposible en muchos casos, Apple (y cualquier otra compañía de electrónica de consumo) se ha quedado sin grana parte de la capacidad de transporte que tenían un año antes. ¿Cómo han solucionado este problema en Apple?

Envíos de iPhone 12 por avión
Envíos de iPhone 12 por avión, vía MacRumors.

Bueno, la respuesta está en los vuelos charter, que Apple ha contratado a compañías privadas de transporte de mercancías por vía aérea. Básicamente, aviones de carga que se utilizan para vuelos concretos, charter, que no son su rutina habitual, y que obviamente por esta razón son bastante más caros. Apple ha pagado mucho más dinero por el transporte durante el año 2020 de lo que probablemente hayan pagado nunca. Según cuentan, en el 2020 Apple contrató mas de 200 vuelos charter.

Además de eso, para hacer espacio en los pocos aviones de pasajeros que hoy en día cruzan el mundo, Apple ha decidido que modelos de iPhone de años anteriores y también otros accesorios como AirPods, viajen en barcos de contenedores, un método de envío más asequible para ellos pero obviamente también mucho más lentos. Como los modelos de iPhone de años anteriores no tienen una demanda tan elevada como tiene el último modelo, pueden tardar más en llegar porque las unidades a la venta en las tiendas de Apple tardan más tiempo en agotarse. El iPhone 12, en este caso, viaja siempre en avión, en muchos casos en aviones charter fletados privadamente para poder suplir la demanda, a pesar del coste más elevado que esto supone para la compañía.

Todo esto nos lo cuentan en un artículo de The Information en donde dan a conocer otros detalles interesantes como que un contenedor que cayó al mar y se perdió contenía auriculares Beats. Si algún día estás en la playa y te encuentras unos tirados, ya sabes de dónde es probable que vengan – el artículo de The Information está detras de un muro de pago, pero puedes encontrar los detalles del mismo en MacRumors.

En EEUU, Apple ha cambiado también sus métodos de distribución para las ventas online, y en lugar de enviar los productos directamente desde China, los está enviando con FedEx o UPS directamente desde los almacenes de sus tiendas físicas, que abiertas o cerradas, ahora funcionan como pequeños centros de distribución para sus zonas, aliviando así el volumen de carga que es necesario acaparar desde China. Con todo, Apple está tardando sólo unos pocos días más en entregar sus productos a sus clientes, a pesar de todo lo que está ocurriendo en todo el mundo. Es todo un logro logístico que demuestra lo bien engrasada que está esta empresa en todo lo que se refiere a logística. Tener el banco lleno de dinero, obviamente, también ayuda bastante.