El próximo MacBook podría tener Magsafe de nuevo, mejor pantalla, más puertos y un ligero rediseño

Los nuevos MacBooks con CPU ARM que Apple ha llamado M1 son realmente muy buenos. No hacen ruido, apenas se calientan, y son muy rápidos, bastante más que prácticamente cualquier MacBook antes con CPU x86 de Intel. Por esa razón están agotados y hay que esperar varias semanas si se quiere uno, así que se podría decir que Apple básicamente está vendiendo todos los Apple Silicon que está pudiendo fabricar, tanto del MacBook Air como del MacBook Pro.

MacBook Pro con procesador M1

Un nuevo artículo de Mark Gurman nos cuenta ahora que Apple está preparando una versión ligeramente rediseñada del MacBook Pro con una CPU que tiene más núcleos de alto rendimiento y una GPU más rápida, que probablemente será el M2 que sucederá al M1 presentado en los primeros modelos.

Además, y esto es probablemente lo más importante, este nuevo MacBook podría ver el regreso del conector de carga MagSafe, que debutó hace muchos años en los MacBooks y que siempre ha sido una de sus características más importantes. Con el paso de Apple a la utilización de puerots USB-C de carga, este conector magnético dejó de incluirse en sus portátiles, y sinceramente, fue una gran pérdida.

Un conector MagSafe en un MacBook permite quedarse tranquilo si alguien pega un tirón del cable, porque se desconectará sólo sin ningún problema al ser magnético. Además de eso, no hace falta ni mirar, simplemente acercamos el conector y se conecta sólo de manera correcta al portátil. Era rápido, sencillo, seguro y fácil de utilizar. Al igual que la manzana encendida del logo de Apple detrás de la pantalla, el conector de carga MagSafe nunca debería haberse eliminado. Ambas son señas de identidad de los Macs; ese logo de Apple encendido por doquier en las salas universitarias o cafeterías de medio mundo, y ese conector magnético de carga que parece mágico.

Además, una cosa no quita la otra; Es perfectamente posible conseguir que un MacBook cargue por un puerto USB-C si así se desea, y además, tener el conector de carga MagSafe también disponible si se quiere utilizar esa vía para cargar la batería, liberando además así uno de los escasos puertos USB-C que tienen hoy en día los portátiles de Apple.

Estos nuevos MacBook Pro con MagSafe tendrán tamaños de 14 y de 16 pulgadas, y se llaman internamente J314 y J316 internamente en Apple. Gurman cita personas relacionadas con estos desarrollos en Apple que no han querido ser identificadas para no poner en peligro su puesto de trabajo.

Estos portátiles tendrán también una pantalla mejorada con más contraste y color, aunque no se especifica si la tecnología cambiará, algo que no parece probable por ahora.