Las operadoras volverán a vender el iPhone en Argentina el mes que viene

Parece que el iPhone tiene fecha de regreso a la Argentina. Será el próximo mes de Abril cuando las operadoras de telefonía móvil ofrezcan de nuevo el smartphone de Apple, como un equipo de alta gama.

iPhone 7 Plus dorado

La operadora Claro ya está haciendo circular invitaciones y parece que tiene preparada una campaña publicitaria para dar a conocer la buena nueva, según nos cuentan en La Nación. Estos terminales no serán vendidos por Apple como en muchos otros países, sino directamente por las operadoras, que se la han jugado comprando antes las máquinas e importándolas a Argentina para venderlas en sus tiendas. Es un riesgo evidente porque en caso de no poder venderlas, no recuperarían el coste de la inversión, aunque esa posibilidad es muy pequeña teniendo en cuenta las dificultades que existen para conseguir un iPhone en ese país. Personal y Movistar, que aún está negociando un precio final, parece que seguirán a Claro. Las cadenas de electrodomésticos Frávega y Garbarino también lo ofrecerán.

Obviamente, el precio al que venderán el iPhone es la pregunta que nos hacemos todos. El iPhone siempre ha sido extremadamente caro en Argentina debido a los aranceles de importación que elevan el precio a la altura de los 25000 o 30000 pesos (unos 1460€ al cambio de hoy) en el caso del iPhone 7 Plus. Eso lo hará mucho más caro que otros terminales de alta gama de marcas que han accedido a ensamblar allí su smartphone, como el Galaxy S7 Edge de Samsung, que se puede comprar por precio que oscila entre los 15000 y 20000 pesos (unos 973€, también caro pero mucho más accesible que un iPhone). Con esos precios, la verdad es que un viaje a Miami en EEUU a menudo sale al mismo precio que comprar la máquina directamente en Argentina. En Chile es más barato que en Argentina, pero más caro que en EEUU o Brasil, por ejemplo. En Europa nos quejamos a menudo del precio que tiene el iPhone cuando cruza la frontera de algún país de la Unión Europa pero está claro que hay otros países en donde la situación es todavía más dolorosa.

Dejar respuesta

Teclea aquí tu comentario
Introduce aquí tu nombre