Apple retrasa la funcionalidad de Control Universal en macOS Monterey hasta el año que viene

Apple ha decidido retrasar la integración de la funcionalidad Control Universal en macOS Monterey hasta el año que viene, al no haber conseguido que esté aún preparada y lista para funcionar. Control Universal permite utilizar el teclado y el ratón o trackpad de un Mac para utilizar un iPad, simplemente colocándolo a un lado. Es como tener un teclado y trackpad conectados al iPad, simplemente por estar uno al lado del otro.

Control Universal entre un iPad y un iMac
Control Universal entre un iPad y un iMac.

En la parte de la página de novedades de iPadOS 15 y de macOS Monterey han actualizado la fecha de lanzamiento para dejar un Spring 2022, es decir, primavera del año que viene, sin especificar una fecha exacta. No nos gusta que no haya fecha exacta, pero aún menos nos gusta que traten el planeta en el que vivimos como si sólo tuviera un hemisferio, olvidando países como Argentina en los que no es primavera en los mismos meses que en EEUU, sino otoño. En cualquier caso, la noticia es que no podremos utilizar Control Universal hasta el mes de marzo o abril de 2022 como muy pronto.

En los últimos años, se ha vuelto algo bastante habitual que Apple lance funcionalidades de iOS, iPadOS o macOS más tarde tras anunciarlas en la WWDC para finales de año u otoño. Por alguna razón debe ser realmente difícil conseguir que todo esto funcione bien en las fechas que tienen previstas. Está bien retrasar las funcionalidades si no están listas, es mejor que lleguen tarde y que lleguen bien hechas, pero por esta misma razón, quizás sería mejor no tener que actualizar macOS o iOS cada año, y hacerlo por ejemplo cada dos o tres años para poder tener actualizaciones que merezcan mucho más la pena, y sobre todo, que estén libres de bugs en la medida de lo posible. Desde hace demasiado tiempo, todos los sistemas operativos de Apple tienen demasiados bugs, y esto es una triste realidad a la que todos nos hemos acostumbrado. Sería ideal que buscaran una manera de solucionar los dos problemas, los retrasos y los bugs, marcándose un calendario de lanzamiento que les de más tiempo para desarrollar por un lado, y para probar por el otro.

Para los usuarios que no pueden esperar, ya tienen el programa de betas públicas en el que es posible probar versiones sin acabar de los sistemas operativos que llegarán más adelante para todos.