Foxconn compra una fábrica de coches en Ohio

Foxconn, el principal socio de Apple en la fabricación del iPhone y muchos otros productos de su catálogo, ha comprado una fábrica de coches que pertenecía a General Motors, en el estado de Ohio.

Trabajadores de Foxconn

Esto podrían ser noticias para Apple porque desde hace años, se rumorea que Apple se preparar para diseñar y fabricar su propio coche eléctrico algún día. La fábrica en concreto es de Lordstown Motors, según cuentan en Bloomberg. Lordstown Motors compró esta fábrica hace unos años por 20 millones de dólares, pero Foxconn paga ahora por ella 230 millones. Además de esos 230 millones, la firma taiwanesa también adquirirá 50 millones de dólares en acciones de Lordstown Motors.

Apple y Foxconn tienen obviamente muy buena relación. Para los taiwaneses, Apple es su principal cliente. No el único, ciertamente fabrican muchas cosas para otras marcas, desde la XBox o Playstation hasta smartphones Android, pero sin duda alguna el producto más importante y lucrativo para ellos es el iPhone. Si ahora Foxconn consiguiera tener capacidad para fabricar coches y además lo hiciera en EEUU, no se puede negar que las miradas de todos serán para Tim Cook.

Concepto de diseño de coche de Apple (Apple Car)

Apple lleva años diseñando su coche y según parece el primer diseño de Jonathan Ive fue desestimado porque, entre otras cosas, ponía el precio del coche más allá de los 150.000 dólares. Desde entonces, el proyecto Titan (que es como lo llaman internamente) ha pasado por varios responsables y ha cambiado de dirección varias veces, y es que fabricar o diseñar un coche no tiene mucho que ver con fabricar un smartphone u ordenador. Hoy en día los coches son ordenadores sobre ruedas, pero hace falta muchísima experiencia y muchísimo dinero para diseñar, fabricar y enviar coches. Apple sólo tiene lo segundo.