La mitad de usuarios que han devuelto un Galaxy Note 7 explosivo van a comprarse un iPhone 7 según una encuesta

Según una encuesta de IDC, la mitad de usuarios que han devuelto un Samsung Galaxy Note 7 de los que explotan, tienen pensado pasarse a iOS y comprarse un iPhone 7.

iPhone 7 Plus, Note 7 y S7 Edge

Dicho así parece que Apple se está beneficiando mucho del desastre del Note 7 pero en realidad no cambia mucho las cosas porque ahora mismo, como han indicado durante la última conferencia de resultados económicos, venden todos los iPhone 7 que pueden fabricar. Si no venden más, es simplemente porque no pueden ponerlos en las manos de los compradores más rápidamente.

En cualquier caso, las encuestas pueden decir con ligereza algo así y luego no ser tan representativo; Por ejemplo, en este caso la encuesta se ha hecho sólo a 24 personas afectadas por este problema de los Note 7 que explotan; De esos 24, 12 han dicho que se comprarían un iPhone 7, y el 17% de esos 24 han dicho que se comprarían otro smartphone de Samsung. El total de personas encuestadas supera el millar, pero de todos esos sólo había 24 con un Note 7 en su posesión, que todavía no habían devuelto. Por esta razón, que 12 personas de más de mil encuestados tengan un Note 7 defectuoso y tengan la intención de comprar un iPhone 7 da pie a un titular como éste, pero en realidad esta encuesta sólo trata de llamar un poco la atención utilizando el desastre de este smartphone de Samsung como reclamo para atraer alguna que otra mirada. Extrapolar 12 personas a la mitad de usuarios que tienen un Galaxy Note 7 que explotan, es mucho extrapolar.

Probablemente, el mayor daño para Samsung de todo este asunto será la falta de confianza que ha generado para el lanzamiento de futuros modelos de Smartphone. Muchos comprobarán hasta la extenuación si sus baterías son seguras, y eso es terrible para una marca como Samsung, el daño es probablemente incalculable en cuanto a ventas que podrían haber tenido y que perderán durante unos años. El tiempo dirá si nos equivocamos, porque en otras industrias como la automovilística ocurren cosas como que Volkswagen se convierta de nuevo en el fabricante de coches número uno del mundo tras el escándalo del engaño a sus clientes con los datos de las emisiones contaminantes de sus motores diésel… así que nunca se sabe

Dejar respuesta

Teclea aquí tu comentario
Introduce aquí tu nombre