Coloca bien tu iPhone si lo cargas inalámbricamente para conservar mejor la vida útil de su batería

Un nuevo estudio realizado con todo tipo de comprobaciones científicas ha determinado que cargar un iPhone con su cable USB-Lightning permite alargar la durabilidad de la batería en comparación con la degradación que tendría si se utiliza la carga inalámbrica todos los días. Toda la investigación se puede leer aquí (con PDF de descarga incluido) y aquí nos gustaría matizarla, y explicar en qué se basa para llegar a esa afirmación.

Comprobación de temperatura en función del sistema de carga

Según parece, para que una base de carga inalámbrica funcione de la manera más efectiva posible, la bobina de cobre que emite la energía eléctrica tiene que estar perfectamente alineada con la misma bobina de inducción que recibe la energía. De lo contrario, el sistema continúa funcionando pero es necesario incrementar la energía con la que se transmite y eso desemboca en un incremento del calor disipado. Aquí, es donde nos gustaría hacer la matización; No es la carga inalámbrica en sí lo que provoca una reducción en la vida útil de la batería, sino el hecho de que se incremente el calor durante la carga. Por eso, si utilizas un iPhone con base de carga inalámbrica, asegúrate de colocarlo bien en el centro de la base de carga porque si no lo haces así podrías calentar la batería más de lo estrictamente necesario.

Todos los dispositivos electrónicos se calientan ligeramente cuando su batería se está cargando. Pasa con las pilas recargables, pasa con los smartphones, ordenadores o tabletas y pasa también con los coches eléctricos, que tienen baterías con complejos sistemas de refrigeración o calefacción para enfriar o calentar las baterías y que funcionen siempre a su temperatura óptima. En un iPhone, cuando se carga la batería durante un buen rato, es posible notar un poco de calor al desconectarlo, sobre todo cuando la carga de la batería aún no se ha completado pero ya lleva un tiempo cargando. Este funcionamiento es el previsto y no presenta ningún problema.

Bobina que recibe la energía de una base de carga inalámbrica

Sin embargo, si utilizamos nuestro iPhone a una temperatura demasiado elevada durante mucho tiempo, efectivamente la vida útil de su batería se reducirá. Si utilizamos el iPhone en un lugar muy frío, como por ejemplo en medio de la nieve, es posible que el iPhone se apague sin más, hasta que la temperatura vuelva a la normal. El calor es peor que el frío para una batería de iones de litio, y por eso en esta investigación avisan que si el iPhone no está perfectamente bien colocado en la base de carga inalámbrica, se podría incrementar el calor durante la carga y con ello, tras muchos días elevando la temperatura de la batería, reducir su vida útil.

Esto, es cierto, pero la diferencia es tan poco apreciable que las ventajas de la comodidad de utilizar una base de carga inalámbrica hacen que todo merezca la pena. Desde aquí siempre hemos recomendado utilizar bases de carga inalámbricas, las más baratas que se puedan encontrar, porque funcionan realmente bien y el precio hacen que la decisión sea realmente fácil de tomar. Además, cargando el iPhone con su cable USB también provoca un calentamiento de la batería, que carga más rápidamente, sobre todo si utilizas un cargador de 18W o más y cargas a alta velocidad. Siempre que la batería se cargue, sea de manera inalámbrica o con su cable, se calentará el iPhone. En nuestras propias pruebas, de hecho, notamos más calor cargando con su cable USB que cargando en una base inalámbrica como ésta, por ahora nuestra favorita.

Ciclo de carga inalámbrico de una batería

Si quieres comprobar el nivel de degradación de la batería de tu iPhone, puedes hacerlo rápidamente entrando en la App de Ajustes y yendo al apartado de Batería, y desde ahí Salud de batería.

Salud de la batería, nivel de degradación

La captura de pantalla que ves sobre estas palabras pertenece a un iPhone X que tiene ya dos años de uso, y que ha cargado su batería inalámbricamente con una base de carga de Nanami que sólo cuesta 19,99€ desde el primer día hasta hoy. Después de esos dos años y con 700 ciclos de carga y descarga, la batería sólo ha perdido un 9% de su capacidad total. Es un envejecimiento totalmente normal, o incluso bueno teniendo en cuenta que la vida útil de una batería de iones de litio que se carga y descarga a diario es de unos tres años. Apple considera que una batería necesita reemplazarse cuando ha pedido un 20% de capacidad o más, según el dato que da la propia App de Ajustes o el examen de su batería de pruebas / lectura de registros, a la que tienen acceso al conectar el iPhone a la red local de las Apple Store cuando un cliente llega con un problema y es necesario hacer un diagnóstico.